Blog del Narco

Teniente Carlos Omar Ledezma fue quien me torturó para aceptar que era colaborador de los Zetas: militar

- 6:54:00
Francisco Soto, subteniente de Infantería, dio a conocer que fue detenido, retenido, incomunicado, privado de su libertad y torturado por el teniente de Infantería, Carlos Omar Ledezma alías “El Chino”, para hacerlo aceptar que formaba parte de la delincuencia organizada e incriminara a sus compañeros.

“Me esposaron de las manos, vendaron de los ojos y me trasladaron a una instalación dentro del 69 Batallón de Infantería, en específico el local que ocupa la Fuerza de Reacción, donde permanecí durante los días 13, 14, 15 y 16 de marzo del año 2011” explicó en una carta de 21 cartillas.

Francisco Soto, se encuentra ente los ocho militares condenados a 26 años y tres meses de cárcel por su presunta relación con los Zetas en el 2011 en Coahuila. Se dice que la única prueba en su contra es la confesión obtenida bajo tortura.

En la carta, dio a conocer detalle por detalle como fue torturado de diferentes formas, colocándole una bolsa de plástico en la cabeza, un trapo en la cara, para posteriormente echarle agua en la boca y nariz y darle toques eléctricos.

“Asfixia: Colocándome una bolsa de plástico en la cabeza, la cual me cubría hasta el cuello y dándome golpes en el estómago para que perdiera más rápidamente la respiración.”

“Asfixia por agua: Tirándome al suelo y recostándome en un colchón boca arriba en el cual me amarraron de los pies hasta los brazos, a manera de que no me pudiera mover, me colocaron un trapo mojado en la cara, y me tiraban agua en la cara, boca y nariz” detalla.

“Toques eléctricos: Me sentaron en una silla de metal, me esposaron a ella poniéndome las manos hacia atrás del respaldo, así como los pies me los amarraron a las patas de la silla. Me quitaron las botas que traía puestas así como los calcetines, después tiraban agua al piso obligándome a poner las plantas de los pies sobre el piso mojado, ponían unos como cables al piso y sentía toques o descargas eléctricas que recorrían desde mis pies hasta la parte superior de mi cuerpo”.

Finalmente Francisco Soto indicó que espera no recibir represalias por estos hechos, y en caso de que pase algo a él o a su familia, responsabiliza a  integrantes de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), a la Procuraduría General de Justicia Militar, a los integrantes del Juzgado Primero Militar y al Ministerio Público Federal.
Advertisement
 

Escribe lo que deseas encontrar y presiona Enter