Blog del Narco

Aparece en escuela manta de supuesta denuncia sobre el narco en Cancún; desalojan a alumnos de varios planteles por paranoia de padres

- 16:00:00
Alrededor de las seis de la mañana de este jueves fue reportada la aparición de una una manta de una supuesta denuncia sobre el narco colocada en la entrada de la escuela primaria Mario Pantoja Méndez, ubicada en la Región 222 de Cancún a unos metros de la Av. 20 de noviembre.

En el mensaje se hace mención a una pareja yucateca quienes según la manta estarían relacionados con innumerables homicidios durante los últimos 5 años.

En la narcomanta también aparece el nombre del exprocurador de justicia del estado, Arturo Álvarez Escalera, quien presuntamente habría encubierto a los antes mencionados.

Posterior a esto, comenzaron a entrar diversos reportes al número de emergencias 911 sobre amenazas de bomba en otros planteles educativos de la zona, por lo que alumnos de la secundaria Juan de la Barrera, Ernesto Villanueva y un kinder fueron desalojados de sus salones.

Al lugar llegaron decenas de padres de familia asustados por la información que rápido circuló en redes sociales y llevarse a sus hijos a sus casas.

Aquí el mensaje de una de las mantas:

“Como te quedo el ojo Josue Balanzar Salgado “alias Chiri” Roberto y su esposa Luz María Barrera Agaton, campeona nacional de fisicoculturismo por el estado de Yucatán, dueños del Cártel de los Pelones y principales generadores de violencia en los estados de Guerrero, Morelos, Estado de México, Tabasco, Chiapas y Q. Roo. Josué Balanzar Salgado y Luz María Barreraro Agaton, han asesinado a su paso a civiles, policías y reporteros, como fue el caso de don Tavo conocido reportero del Por Esto de Q. Roo, que lo mataste por negarse a estar a tus ordenes, estos dos narcos han ordenado más de 350 homicidios durante los últimos 5 años sólo en la ciudad de Cancún, todos estos homicidios ocurrieron bajo la protección de Arturo Alvarez Escalera, primero como sub procurador y procurador fiscal del estado quien cubrió en todo momento la identidad de Josué Balanzar Salgado y Luz María Barreraro Agaton, ya que la Fiscalía no cuenta con sus nombres y ni siquiera existe una averiguación previa o una investigación en contra de estos dos narcos que más gente han matado en la historia de Q. Roo”.

De nueva cuenta la desinformación a través de redes sociales provocó paranoia entre la población, en esta ocasión fue específicamente entre padres de familia de la región 222 y la 228, quienes luego de ser informados de que había mantas de supuestas denuncias sobre el narco, decidieron no llevar a los niños a la escuela o retirar a quienes ya habían dejado en el plantel.

Fueron alrededor de 420 niños de la escuela Mario Pantoja del fraccionamiento Los Héroes, los que fueron retirados del plantel educativo por parte de sus padres, informó Jorge Coral Coral, secretario de educación de la zona norte.

Informó que fueron los vecinos los de la zona los que alertaron a los padres de familia sobre una narcomanta y que no advertía sobre algún ataque a los alumnos ni a la propia escuela, aún así los padres de familia quisieron llevarse a casa a sus hijos.

El funcionario declaró que los maestros se encuentran en el plantel y esperarán hasta que los padres de familia quiera llevar a sus hijos a la escuela.

Por su parte, Carlos Gorocica, subsecretario de Educación en la zona norte de Quintana Roo, explicó que los casos ocurrieron específicamente en las escuelas Mario Pantoja, ubicada en el fraccionamiento Los Héroes y en la Ernesto Villanueva, en la 228, en donde hasta el viernes se retomarán las clases, pero que en el resto de los planteles escolares del ayuntamiento Benito Juárez las actividades transcurrieron de manera habitual.

“Lo que sí se generó fue la paranoia, los padres de familia tienen comunicación en redes sociales, entonces a los que llega an otros les decían que no dejarán a sus hijos porque había una manta, que nadie conoce, que nadie leyó y los que se enteraron por redes sociales no los mandaron”, explicó.

A partir de esto, se comenzaron trabajos con los jefes de sector y supervisores para que se pueda armar junto con los padres de familia una estrategia para entablar una buena comunicación y generar certidumbre para su retorno a clases y evitar más caos.

Por la foto que recibió el subsecretario, aparentemente en la escuela Ernesto Villanueva sí había una manta, aunque no tenía ninguna relación con el sector educativo, por lo que descartaron que hubiera algún tipo de riesgo para el plantel, sin embargo se está trabajando con las autoridades de seguridad pública para descartar cualquier riesgo y generar una tranquilidad entre toda la comunidad.

Por su parte la directora de la escuela Mario Pantoja, Sonia Barrera Guerrero, reiteró que desde que llegó a las instalaciones ya no había presencia de ninguna manta ni siquiera seguridad pública que arribó antes la encontró, pero los padres de familia optaron por llevarse a los menores.

“Nosotros estamos para atender a los niños, pero es decisión de los padres de familia llevarse a los menores. Lo que sí pedimos es a los padres de familia que no tengan miedo, es algo ajeno a nosotros, a lo que está sucediendo en la ciudad de Cancún, pero ajeno a la educación”, agregó.

Las autoridades escolares consideraron que esto es parte de las secuelas que dejó el ataque a la Fiscalía y después con la tragedia de Monrerrey, por lo que esperan que la situación vaya normalizándose con el paso de los días.

Asimismo, el subsecretario dio a conocer que también en un jardín de niños ubicado en El Milagro, las clases fueron suspendidas, debido a que los padres de familia decidieron llevarse a sus hijos por una supuesta llamada a un papá en la que se avisaba que iría gente y posiblemente atacaría de alguna forma, provocando caos. Mientras que en otras escuelas hubo ausentismo esporádico, pero las actividades en general continuaron sin mayor afectación.
Advertisement
 

Escribe lo que deseas encontrar y presiona Enter